[1]
C. P. García Calderón y M. Bermudez, «Eosinófilos en sangre y en esputo como predictores de severidad en crisis asmática», rev. colomb. neumol., vol. 19, n.º 4, pp. 210–218, dic. 2007.